¿Es bueno tener gatos y bebés recién nacidos?

¿Es bueno tener gatos y bebés recién nacidos?

Los gatos son una compañía maravillosa, como mascotas proveen de cariño, estabilidad y alegría a sus dueños, pero, ¿qué pasa cuando llega un bebé a casa? En este artículo vamos a ofrecerte las respuestas que estás buscando si es tu caso y te estás preguntando si es bueno tener gatos y bebés recién nacidos en el mismo hogar.

¿El bebé recién nacido puede tener a un gato cerca?

Esta pregunta se la han hecho todas las personas que están a punto de tener hijos y que en su hogar también se encuentra un gato como mascota. Parte de esta pregunta viene por el temor de que la convivencia entre ambos sea peligrosa o desfavorable. 

La realidad es que lejos de ser un peligro, la convivencia entre gatos y niños pequeños es incluso beneficioso para tu pequeño y su salud.

Beneficios en la salud del recién nacido

Estudios recientes han demostrado que tener gatos y bebés recién nacidos en casa puede ser beneficioso para la salud de los niños. Los investigadores descubrieron que los niños que crecieron con gatos tenían menos probabilidades de desarrollar alergias, asma y obesidad en edades tempranas. 

Esto se debe a que los gatos tienen una bacteria llamada Mycoplasma, que es beneficiosa para la salud. Además, los gatos pueden ayudar a los bebés recién nacidos a estimular su desarrollo e imaginación al permitirles jugar con sus patas y colas. 

¿Cómo preparar a tu gato para la llegada de tu bebé?

Los gatos son animales de costumbres, experimentar cambios bruscos en su rutina y en su entorno puede generar reacciones de estrés y confusión, por eso es importante comprender el comportamiento de tu gato y que consideres estas recomendaciones para que tu mascota se adapte al nuevo integrante de la familia.

  • Adapta un espacio específico para el gato: en donde no tenga acceso sin tu supervisión, algunos gatos son muy nerviosos y su acción de defensa es esconderse. 
  • Ubica un nuevo lugar para su arenero y sus platos de comida y agua: Realiza esta acción si están ubicados en espacios que no sean tan convenientes. Hacerlo con anticipación permitirá que tu gato tenga tiempo de adaptarse a este cambio.
  • Asegúrate que tu gato tenga sus vacunas: esto para evitar algún percance de salud para tu bebé. 
  • Coloca ruidos de llanto de bebé: primero en menor escala de volumen para que poco a poco tu gato entienda que habrá nuevos ruidos en la casa y no le generen estrés.
  • Presenta el nuevo olor al gato: Cuando tu bebé ya haya nacido, lleva tu gato alguna prenda de tu bebé para que la olfatee y se vaya acostumbrando al olor, lo que hará que el gato lo sienta habitual.

¿Los gatos pueden contagiar a los bebés de enfermedades?

Hay muy pocas enfermedades que los gatos pueden transmitir a los humanos y si lo hacen es porque no se han tomado las medidas necesarias de los dueños al tener en buen estado de salud a sus mascotas. 

Para que esto no suceda, lo más importante a realizar ahora que tienes a un nuevo integrante de la familia, es tener a tu gato aseado, vacunado, perfectamente desparasitado y lejos de otros gatos para evitar la propagación de enfermedades. Te recomendamos tener en cuenta algunos consejos de aseo y belleza para tu gato.

¿Es cierto que los gatos aspiran la respiración del bebé?

El mito más conocido por todos es que los gatos aspiran la respiración de los bebés, lo que hace que estos tengan problemas de asfixia, sin embargo, esto es completamente falso. 

Los gatos de alguna manera buscan calor y algunas veces se colocan en la cabeza del bebé, lo que puede hacer que el cuerpo del gato obstruya las vías respiratorias. 

Para evitar esto, puedes conseguir una tela o una red para cubrir la cuna del bebé y así impedir que el gato duerma con él.

Consejos para presentar a tu bebé, a tu gato

Ahora que el bebé recién nacido ya está en casa, considera lo siguiente:

  • Supervisa las interacciones de tu gato y tu bebé, algunas acciones de tu mascota pueden generar algún accidente como arañar al bebé sin intención.
  • No regañes a tu gato cuando se acerque tu bebé, lo que se intenta es que tu gato considere al bebé como algo positivo y no algo negativo.
  • Dale tiempo de calidad a tu gato, recuerda que son animales sociables y cariñosos, también requieren de tu atención.
  • Respeta el periodo de adaptación de tu gato, que haya un bebé en la familia implica grandes cambios para tu gatito, dale espacio para entender y sentirse enamorado de tu bebé.

Contenidos relacionados

Facebook
Pinterest
Twitter
LinkedIn

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *